7/1/10

Ilustradores : LA ESPAÑA DE LA ILUSTRACIÓN.

Porque esta España nuestra está llena de buenos ilustradores de moda, aquí dejo el trabajo de dos que me traen por el camino de la amargura.

SANDRA SUY: La verdad es que no se mucho de esta buena mujer, solamente que es catalana y que tiene 32 años, lo cual me produce tremenda tristeza (no el que sea catalana, sino el que tenga mi misma edad), eso si, cuando se pone a hablar de su vida me siento tan identificado que hasta me da miedito.

“Dibujo desde que tengo uso de razón, siempre me ha encantado, era mi juego favorito cuando era pequeña. Algunos años después estudié diseño de moda en la Llotja, pero nunca llegué a ejercerlo, lo de coser no es lo mío. He hecho de todo un poco para poder pagar el alquiler. Las casualidades de la vida me llevaron a trabajar como diseñadora de webs, algo que nunca llegó a apasionarme pero que me daba un sueldo a final de mes. Más tarde empecé a trabajar haciendo ilustraciones y estampados para diferentes marcas de ropa, con algunas sigo colaborando, como con la diseñadora Gemma Degara. Que la ilustración era lo mío lo he sabido siempre, pero me faltaba valor para lanzarme. Es un mundillo complicado en el que hace falta suerte y mucho empeño para sobrevivir. Pero llegó el momento en el que decidí crear mi propio estilo como ilustradora de moda y me lancé a la piscina. Al principio empecé dibujando a lápiz, escaneando el dibujo y finalizándolo con el ordenador, pero los resultados nunca me acababan de convencer. Hasta que me hice amiga de  mi tableta gráfica como si de un lápiz real se tratara y conseguí dominar el Corel Painter que simula a la perfección cualquier técnica pictórica. Me inspira todo lo que es esencialmente bello, aunque pueda resultar un poco cursi, pero hay ciertas cosas que son bellas ayer, hoy y siempre a pesar de las modas o las tendencias. Hay artistas, como René Gruau, que me encantan, que representan esa belleza atemporal. Actualmente la ilustración vive un gran momento, hay una especie de boom después de años de ignorancia y, por suerte, me ha tocado vivir en estos buenos tiempos. No quiero decir que sea fácil dedicarse a ello pero, al menos, es posible. La moda me encanta. Para mí es un arte como otro cualquiera, pero con ese componente de frivolidad que lo hace divertido. Y por supuesto, me lo paso genial dibujando a chicas guapas y vistiéndolas con ropas fabulosas. ¡Es como seguir jugando a las barbies! Creo que ahora mismo, en moda, todo vale. La oferta es tan amplia y las tendencias van y vienen con tanta rapidez que prácticamente cualquier cosa puede estar de moda. Hoy por hoy estoy colaborando con varias revistas, básicamente quiero darme a conocer y trabajaría con cualquiera que sepa apreciar mi trabajo. Lo mejor de la moda es que es como un juego para adultos y lo peor es tomársela demasiado en serio. Espero llegar a vivir bien de mi trabajo.”



























ARTURO ELENA: Si eres cool (o pretendes serlo) tienes que odiar a este hombre, debes gritar a los cuatro vientos que su estilo te horroriza, que los colores que emplea son de una exquisitez propia del vestuario de Barbara Cartland y que antes muerto que admirar su obra.



Pero en la oscuridad de nuestras habitaciones nos meteremos en su página como el que se mete en Pornotube y admiraremos la gracilidad de movimientos de sus hembras caballunas, la textura de las prendas que ilustra y como estas se acercan peligrosamente a su representación real, babearemos ante el glamour que destilan todos y cada uno de sus dibujos y maldeciremos en voz baja el no poseer ni un ápice de su talento.





























1 comentario:

Amei dijo...

Me ha encantado esta entrada, sobre todo por la mencion a René Gruau ;P